sábado, 15 de junio de 2013

¿Qué me depara el Destino?

Es absurdo que te recalientes el coco formulándote constantemente esta pregunta. Es importante que te sientas libre para poder decidir sobre tu vida y que sólo tú decidas el camino que quieres tomar en cada momento. Más que preguntarse constantemente sobre cuanto tiempo vamos a vivir o si seremos dichosos o no vale más la pena vivir cada segundo de esta vida como si fuera el último. Piensa que todos los seres vivos estamos destinados a morir de igual modo que nacimos. El momento en el que nuestra vida se acabe llegará queramos o no llegado el momento, sea más pronto o más tarde. En mi humilde opinion, ni estamos ya predestinados al nacer por un ente superior o Dios, ni tampoco podemos elegir nuestra vida a la carta aunque podamos tomar decisiones durante nuestra vida, así que cabe pensar que simplemente nuestras acciones, actitudes o posiciones en cierto modo influyen en el futuro de nuestras vidas pero poco más. Simplemente decide por ti mismo como quieres encauzar y dirigir tu vida y recuerda que NO eres dueño de tu destino.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada